A La Cuadra se llega desde la Carretera N-632 por un camino sin asfaltar pero en buen estado. (Ha sido renovado este año). Los coches, incluso los bajos, pueden circular sin problema. Al final de ese camino , y ya dentro de las instalaciones, hay un aparcamiento exclusivo para clientes. Para llegar a la misma casa, aún debes recorrer unos 50 metros pero si quieres descargar tu equipaje más cerca, puedes llegar hasta la casa y luego sacar el coche.

Tu entrada a La Cuadra es através de una Terraza cubierta al aire libre donde se sirven los desayunos, los aperitivos y el resto de comidas y bebidas. Este año, contamos con servicio de bar. Tras la terraza exterior, llegas a un porche interior porque Asturias es como es y un día puede tocarte un nordeste frío. Desde este porche entras a una cocina totalmente equipada donde tienes una nevera para enfriar tu bebida o conservar tu comida, una vitrocerámica por si necesitas calentar algo y un horno convencional a parte de un microondas. En cualquier caso, cada habitación cuenta con su mini-bar. Las habitaciones están en la parte superior de la casa.

Delante del edificio, tienes un amplio jardín con tumbonas para el sol, una barbacoa por si quieres impresionarnos con un asado y amplios espacios para que tus hijos corran y salten sin peligro alguno. En la Cuadra son bienvenidos tus amigos y te animamos a invitarlos a tus barbacoas o, simplemente a disfrutar de la más impresionante puesta de sol del Oriente asturiano.

Y si vienes con tu perro, debes saber que en La Cuadra hay espacios para que puedan estar libres y jugando con sus amigos humanos y caninos.